Decorar con amarillo, solo para valientes

¡Llega la fiebre amarilla! No os preocupéis que no estoy hablando de una nueva enfermedad ni nada por el estilo, quizás ha quedado algo escandaloso jaja, os hablo de la fiebre que ha desatado la famosa chaqueta amarilla de Zara y que se está extendiendo de forma imparable hacia el mundo de la decoración.
Lo que ha desatado la moda por esta chaqueta es bastante curioso, un solo objeto es capaz de crear todo esto. Y claro, al final esta moda se traspasa a muchos aspectos y la decoración es uno de ellos. No sabemos cuanto va a durar, pero el amarillo se ha hecho un gran hueco en los complementos, muebles, cocinas, textiles, adornos…. Es verdad que decoraciones que tenían este color como protagonista o como apoyo, ya existían y no representa una innovación ni nada por el estilo. Pero la gracia de todo esto reside en como un color se pone de moda y pasa de casi el olvido a ser lo mas «cool» de la noche a la mañana.
Verdaderamente, el amarillo es un color que a mi personalmente me atrae mucho. Me gusta sobre todo en complementos y adornos, o para alguna pieza suelta como el mueble de la primera foto. Me gusta de esta forma porque seria perfecto para completar el 10% último de la tecnica del 60-30-10. El amarillo es un color muy vivo y alegre, y lo que es su virtud también puede ser su defecto porque si abusamos demasiado de el no cansaremos muy rápido de su presencia.Por eso es mejor es pequeñas dosis. Ya sabéis, los mejores perfumes vienen en frascos pequeños.
Hoy no me voy a enrollar más, así que os dejo que os inspiréis con todas estas imágenes. Yo no se si vosotros os atreveríais a decorar con el y que cosas decoraríais, pero desde luego seria un toque muy primaveral y muy alegre para nuestras casas. ¿Serias uno de esos valientes? ¡Nos vemos el viernes!

Join the discussion No Comments

A %d blogueros les gusta esto: